Los niños, el merchandising y yo

por Cux

El sábado tuve la posibilidad de ir a un espectáculo de un dibujo animado con mi hijo mayor. Y de verdad, quedé en shock con la cantidad de objetos, comidas y tonteras que había para incentivar el consumo. Desde globos, cintillos, fotos, pósters, credenciales y comida -no precisamente sana-. Fue una invasión de productos que comenzaba a varias cuadras del lugar, y se mantuvo hasta cuando estábamos sentados en las primeras filas.

Nosotros en general somos bien poco de comprar todo lo que vendan, mi hijo no está acostumbrado a tener todo lo que sale en la tele o todo lo que te ofrecen, pero no habíamos sido parte de una agresión tan literal. La mayoría de los niños en el lugar andaban con todo, creo que los padres habían encontrado que era una muy buena idea tener al niño convertido en el mismísimo mono!

Me dio lata, porque es como que se propusieran hacernos una guerra -a los papás que no nos interesa-, como hacerme sentir la obligación de comprar. Mi hijo tiene 4 años y aunque cacha que no se puede tener todo en la vida, era difícil explicarle por que él no iba a tener todo lo que los demás niños sí tenían.

Y está bien, mi hijo ve tele y va al cine y no vive en una burbuja, pero eso es muy distinto a llenarnos de productos que aparte de no servir para nada, pueden lograr opacar -en este caso específico- el show que íbamos a ver.

Link foto: Josh McConnell

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Usted puede utilizar las etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>